Trámites de la herencia

Han sido varias las consultas realizadas por clientes y seguidores sobre la documentación que tienen que presentar ante Notaría para tramitar una Herencia, y sobre el Impuesto de Sucesiones. Por lo que hemos creído conveniente redactar un artículo genérico sobre este tema tan controvertido.  Esperamos que sea de su interés.

Tras el fallecimiento de una persona deben realizarse una serie de gestiones con los diferentes Organismos Públicos, y preparar documentación, además liquidar impuestos.

A continuación se detallan, con carácter genérico, los pasos a seguir para su gestión:

  1. – En primer lugar solicitar el Certificado de defunción en el Registro Civil del lugar donde ocurrió la defunción.
  1. – Para saber si el fallecido ha otorgado o no testamento, habrá que solicitar, una vez transcurrido quince días hábiles a partir de la fecha de defunción, el Certificado del Registro General de Actos de Última voluntad, al Ministerio de Justicia mediante la presentación de un impreso oficial, acompañado del certificado de defunción. Puede solicitarlo ante la Gerencia Territorial del Ministerio de Justicia.
  1. – Si hay testamento, la herencia será Testamentaria y los bienes y derechos se trasmitirán del modo en que el fallecido hubiese dispuesto en el testamento. Para poder disponer de los bienes y derechos del causante los herederos testamentarios deberán solicitar una copia autorizada del testamento al Notario que la otorgó.
  1. – Si no hay testamento, habrá que obtener una declaración de herederos legales que se otorga ante el notario.

    Determinados los herederos, se deberá hacer un inventario de los derechos y obligaciones, así como los bienes y deudas del difunto.A continuación, deberá procederse a la aceptación y adjudicación de los bienes por medio de escritura pública notarial. Hay casos en los que no hace falta una escritura pública, siendo suficiente un documento privado.

    Documentos que le pueden pedir en Notaría para una Escritura de Herencia

    -Libro de familia del causante
    -Fotocopias DNI del difunto y de los interesados
    -Certificado defunción
    -Certificado de registro últimas voluntades
    -Certificado de registro seguro
    -Copia autorizada del testamento o de la declaración de herederos (realizada por el Notario)
    -Escritura de los bienes inmuebles (notas simples)
    -Recibo de contribución
    -Certificado de saldos en entidades de créditos a fecha de la defunción del causante
    -Documentos de los vehículos a nombre del fallecido
    -Certificado de empadronamiento histórico
    …entre otros.

    Ya por último, como trámites de la herencia y siempre en el plazo máximo de seis meses desde el fallecimiento, habrá que liquidar el impuesto de sucesiones. Se puede solicitar prorrogas de este plazo, si bien, implica pagar unos recargos.

En Andalucía con la última reforma que entró en vigor en enero de este año, sobre el Impuesto de Sucesiones y Donaciones, se han introducido una serie de reducciones que se aplicaran al caudal hereditario. Entre ellas las más destacadas son.:

  • Para el cónyuge, ascendiente, descendiente o pariente colateral mayor de 65 años que conviva con el causahabientedurante los 2 años anteriores al fallecimiento, una reducción en la adquisición de la vivienda habitual de entre el 100% y el 95% sobre el valor del inmueble adjudicado a cada sujeto pasivo.
  • En la adquisición de empresas individuales, negocios profesionales y participaciones, una reducción del 99% a cónyuges, descendientes y adoptados con el requisito del mantenimiento durante 5 años. Esta reducción se aplica también a aquellas personas que no siendo familiares tengan un contrato laboral o de prestación de servicios en la empresa que se trasmite y tener encomendadas tareas de responsabilidad en la gestión o dirección de la empresa a la fecha del fallecimiento y con una antigüedad mínima de 5 años, y con el requisito de mantenimiento aumentado a 10 años.
  • En supuestos de adquisición de explotaciones agrarias, se establece una reducción del 99%, con bastantes similitudes a las expuestas en el punto anterior).
  • Sin perjuicio de las demás reducciones, se practicará a cónyuge, ascendientes y descendientes cuyo patrimonio preexistente sea inferior a 1.000.000€, para adquisiciones de hasta 1.000.000 €.
  • La misma reducción se practicará en personas con discapacidad aunque no sean parientes directos.
  • Para parientes distintos de los expuestos en el punto 4, la reducción será para adquisiciones de hasta 250.000€.

Posteriormente hay que aplicar unas escalas y unas cuotas liquidables, a las que no vamos a entrar en detalle ya que harían muy farragosa su lectura.

En Asesoría Santamaría tramitamos Herencias, consúltenos sin compromiso.

Telf. 722 61 44 88 / info@asesoriasantamaria.es

 

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.